¿Empresas al banquillo de los acusados?

30 de julio de 2015

Artículo de Mª Teresa Moral
Artículo de Mª Teresa Moral

Por Mª Teresa Moral

«El español de presa, ansioso de despojar a otro de su fortuna, hace años se echaba al monte, con clásico calañé y trabuco naranjero, escapando de sus perseguidores a lomos de la jaca andaluza. Hoy crea sociedades, desfigura balances, simula desembolsos y suscripciones y, montado en la ignorancia de fiscales y magistrados, escapa sobre el cómodo asiento de su automóvil». Así se refería a la delincuencia económica el insigne penalista Luis Jiménez de Asúa al prologar, en 1934, la obra de Rodríguez Sastre sobre el delito financiero.

Hoy, la realidad ha cambiado. Además, desde el 1 de julio de 2015, jueces y fiscales disponen de mayor concreción y claridad para valorar si una empresa debe sentarse en el banquillo de los acusados, llegando a poder ser condenada como autora de un delito. Y ello con independencia de que también se sienten –o no– las personas físicas igualmente responsables.

(...)

Continuar leyendo en Lacronicavirtual.com

Compartir: 
Noticias relacionadas